Parque Güell Gaudí Barcelona

¿Qué no te puedes perder en Barcelona?

Es cosmopolita, abierta y seductora. Barcelona engancha a todo aquel que la visita gracias a una combinación perfecta entre tradición y modernidad. Por ello te proponemos las visitas imprescindibles que no pueden faltar en un viaje a Barcelona

1992. Un año que significó un antes y un después para una ciudad. Hablamos de Barcelona. Los Juegos Olímpicos y la transformación que comenzó tiempo atrás fueron el mejor escaparate para la Ciudad Condal. A sus clásicos encantos como el legado de Gaudí, el Barrio Gótico o su clima privilegiado se unieron el Puerto Olímpico, el lavado de cara de la playa de La Barceloneta o el cambio radical que experimentó la montaña mágica, Montjuic. Barcelona luce hoy con orgullo aquella formidable herencia, pero sigue creciendo para adaptarse a los nuevos tiempos. La capital catalana es diversa y moderna, recibe con los brazos abiertos al turismo y potencia como nadie sus maravillas. Realizar un viaje a Barcelona es una de las mejores maneras de aprovechar unos días libres, pues ya sea de un fin de semana o de siete días, será una escapada inolvidable.
Cinco visitas imprescindibles en Barcelona
Barcelona ha sabido dar respuesta al aluvión de turistas que recibe cada año con una amplia oferta de alojamientos. La posibilidad de encontrar un hotel moderno en Barcelona es alta y asequible, ya que muchos de ellos son de reciente construcción y cuentan con equipamientos actuales y atractivos, como el Mercure Barcelona Condor, en el Barrio de Sarrià. Es el primer paso para preparar una escapada a la ciudad donde no pueden faltar estas cinco visitas que ayudan a entender gran parte de su encanto.
El legado de Gaudí
Barcelona sin Gaudí no sería la misma, y el genial arquitecto de Reus sin las creaciones que tiene repartidas por la ciudad, tampoco tendría la relevancia que posee. Son dos nombres asociados de manera irremediable hasta el final de los días. ¡Y bendita asociación! Un viaje a Barcelona no se comprende sin el recorrido por las formidables creaciones modernistas que forjaron todo un estilo. La Sagrada Familia, las casas Milá y Batlló y el parque Güell, son los mejores ejemplos de un artista único y eterno.
Barrio Gótico
En medio de la Barcelona cosmopolita, fresca y remozada se puede realizar un viaje en el tiempo hasta el origen de la ciudad. Un recorrido salpicado de misterios y leyendas por angostas calles repletas de simbolismo. Hablamos del Barrio Gótico. La inquietante calavera penetrada por una daga en la calle del Bisbe, las columnas del templo romano de Agusto en la calle del Paradís, las cicatrices de la Guerra Civil en la plaza de San Felipe Neri o el mítico café “Els Quatre Gats” donde pasaba largos ratos Picasso, son algunos de los alicientes de un barrio de visita forzosa en un viaje a Barcelona.
La Rambla
Visitar Barcelona y no pasear por la Rambla es no haber estado en la ciudad. Recorrerla de principio a fin es un experimento sociológico en toda regla. La vida de la capital trascurre por esta vía que en realidad está dividida en cinco partes (Rambla de Canaletas, de los Estudios, las Flores, los Capuchinos y Santa Mónica). En este paseo el visitante tendrá que detenerse ante el Mercado de la Boquería, el Gran Teatro del Liceo y el Palacio Güell antes de llegar al imponente Monumento a Colón.
Montjuic, la montaña mágica
Además de rememorar los inolvidables Juegos Olímpicos de 1992, Montjuic proporciona al viajero una atalaya privilegiada para deleitarse con las vistas de Barcelona y el Mediterráneo. El Castillo de Montjuic es un excepcional lugar para disfrutarlas. En la montaña mágica, como también se la conoce, merece una parada su fuente que ofrece habitualmente espectáculos visuales de luz, música y agua.
SANTA MARÍA DEL MAR
Se la conoce popularmente como la catedral del pueblo porque fue levantada por los habitantes del barrio de la Ribera durante algo más de medio siglo. Pero la basílica de Santa María del Mar de Barcelona se convirtió en reclamo turístico de primer orden después de ser la protagonista de la obra cumbre de Ildefonso Faldones, “La catedral del mar”. Su escultural austeridad sorprende y cautiva al visitante.
Recomendamos

Escapada gastronómica a San Sebastián
Ruta por el norte de España y Portugal
La fascinante ruta del Mediterráneo
Excursiones al Burdeos contemporáneo desde tu hotel en Bacalan
Un descanso a la marsellesa, cerca de tu hotel en el barrio Vauban
Un paseo a las puertas de la Ciudad de la Luz
Hotel en Brides-les-Bains: un programa de nieve y relajación



Compartir per Email Compartir en Twitter Compartir en Facebook
nt::::nearbyhotels&f1=[]&f2=[barcelona]"> Ver los hoteles

bilbao

Ver los hoteles

valencia

Ver los hoteles

andorra la vella

Ver los hoteles